Correr lateralmente

Dado que estirar los músculos puede ayudar a reducir el riesgo de lesiones al aumentar la flexibilidad y la amplitud de movimiento, los estiramientos deben incorporarse a su programa de ejercicios. Existen cuatro tipos de estiramiento: el estiramiento activo, el estiramiento pasivo, el estiramiento dinámico y el estiramiento de facilitación neuromuscular propioceptiva (PNF), que implica el estiramiento en mesa.
Esta técnica adopta y mantiene una postura mientras utiliza exclusivamente los músculos del grupo al que se dirige. Por ejemplo, la flexión del tobillo hacia delante y hacia atrás implica el uso de los músculos de la pantorrilla mientras mantienen los dedos del pie en posición de punta y mientras los dedos se levantan hacia la espinilla. Los músculos realizan funciones opuestas, ya que uno se alarga y el otro se contrae.
Este tipo de estiramiento es excelente para mejorar el equilibrio, así como la flexibilidad al mantener una posición o una postura con la gravedad o con la mano. A medida que una fuerza específica va alcanzando los límites exteriores de su rango de movimiento, el músculo objetivo se va alargando. Por ejemplo, los estiramientos de los isquiotibiales implican doblar la cintura para tocar los dedos de los pies y mantener esa postura durante más de 30 segundos antes de realizar un estiramiento más profundo.

Burpee lateral

Beneficios: Los músculos tensos que corren a lo largo de los lados de nuestro cuerpo pueden provocar dolor de espalda y de hombros. Este es un gran estiramiento para los hombros, por lo que beneficia a los estiramientos por encima de la cabeza.    La flexión lateral también ayuda a estirar los músculos de la parte inferior de la espalda, reduciendo la rigidez de la misma.    Si tienes problemas de disco, estenosis espinal o incluso irritación de las facetas, este ejercicio es mucho más seguro si se realiza con una postura correcta y un movimiento suave y sin dolor.
Para hacerlo: Siéntese en una silla o en el borde de la cama.    Comience a doblar suavemente la cintura hacia la derecha de su cuerpo.    Si no tiene problemas de hombros, proceda a estirar el brazo izquierdo por encima de la cabeza para sentir un agradable estiramiento en todo el lado izquierdo del cuerpo. Repita la operación en el otro lado. Este estiramiento es mejor entre 5 y 10 repeticiones tanto por la mañana como por la noche.
Esta información no pretende sustituir los consejos que le den sus profesionales de la salud. Si padece un dolor crónico en la zona lumbar u otro tipo de dolor físico, consulte a su médico o profesional de la salud.    Puede haber otros problemas subyacentes que deben ser evaluados antes del ejercicio.

Sentarse en la pared lateral

La vida está llena de posibilidades en cuanto a lo que podemos llegar a ser, lo que podemos lograr y lo que estamos destinados a ser. Pero para la mayoría de nosotros, nuestros ojos y mentes han sido entrenados para buscar un cierto conjunto de realidades esperadas que a menudo nos mantienen cerrados a todo lo que está justo al borde de nuestra conciencia.
¿El antídoto? Tenemos que pedir que nuestros corazones, mentes y ojos permanezcan abiertos a las posibilidades que antes no podíamos ver. Tenemos que recordar, como Krishna le recuerda a Arjuna en el Bhagavad Gita una y otra vez, que cada uno de nosotros contiene todas las posibilidades de existencia dentro de nosotros mismos. Eso significa que no hay razón para que no seamos capaces de ver lo que antes no veíamos.
Casi todos los profesores de yoga que conozco terminan la clase diciendo Namaste. Aunque este término puede traducirse aproximadamente como “Lo más alto en mí se inclina ante lo más alto en ti”, también hay una oración asociada a este saludo que puede ayudarnos a recordar que debemos mantenernos abiertos a las posibilidades que antes eran desconocidas. Dice: “Honro este lugar dentro de ti en el que habita todo el Universo. Es un lugar de Paz, de Amor, de Alegría y de Verdad. Y, cuando tú estás en ese lugar en ti, y yo estoy en ese lugar en mí, somos Uno”.

Zancada lateral

Muchas gracias por una clase de creación de espacios. Llegó a los puntos tensos que ansiaban ser liberados. Me sentí muy identificada con lo que dijiste durante el enfriamiento y la savasana. Esto llegó en el momento perfecto en mi vida. Namaste.
Disfruté de esta clase y fue perfecta para mi espalda dolorida en un día lluvioso y perezoso. Me gustaría señalar que yo llamaría a esto más de una clase de estiramiento de yoga suave y considerar que es el nivel 1, aunque algunas señales se dan para llegar más profundo en algunas de las poses, por lo que también se puede hacer más difícil si es necesario. Esperé a probar esta clase hasta que tuve todos mis accesorios conmigo, pero honestamente, podría haber beneficiado de esta clase sin accesorios si lo necesitaba. Gracias.
No me siento bien esta mañana y esta fue una clase perfecta para facilitar el día. Sin embargo, la consideraría más como una clase de nivel 1. No sentí ningún desafío en absoluto. Además, hay muchos estiramientos laterales del cuerpo pero no sentí ningún estiramiento de la ingle.
¡Me encantó esta clase y la facilidad y profundidad de su flujo! Además, es genial cuando encontramos el tiempo para incorporar Savasana en estas clases en línea – de lo contrario siempre siento que falta algo. Una verdadera clase con la firma de Ashley, con trozos de canto y filosofía del yoga incluidos. ¡Más de esto, por favor!